Mito de la Creación Pueblo Paez/Nasa.

«En un comienzo solo existía el ks’a´w wala (gran espíritu) quen, por ser masculino y femenino a la vez, tenía la virtud de generar vida. De él nacieron diez espíritus hijos llamados: ekthe (sabio del espacio), t’we yase (nombrador de la tierra), weet’ahn (el que deja la enfermedad en el tiempo), kl’umn (duende), daat’i (espíritu del control social), tay (sol), a’te (luna), eeh’a (viento), s’i’ (espíritu de la transformación social).
Inicialmente vivían en la misma casa con el gran espíritu, pero luego, por indicación suya, se transformaron en personas y vivieron por separados. Sin embargo vivían en constante conflicto: el sol quemaba, el agua inundaba. Entonces les orientó para que se unieran en una sola casa y así lo hicieron.
De su reproducción posterior nacieron las cosas que forman el mundo y un ser especial llamado Nasa, que significa todo lo que tiene vida y movimiento, y como todas las cosas de la naturaleza tienen vida, de esta relación surgió el mundo del medio o este mundo. De igual manera, el universo Nasa esta representado en cuatro casas: la del gran espíritu, la casa de los diez espíritus, la casa de los Nasa y la casa de los «sin culo» que habitan las profundidades de la tierra…